Como indica la Convención sobre los Derechos del Niño en su observación General Nº 9 sobre los derechos de los niños con discapacidad, “todas las escuelas deberían carecer de barreras de comunicación”.