las organizaciones sociales a través de su incidencia política defienden los derechos sociales, impulsan las políticas inclusivas y mejoran las condiciones de vida de los colectivos vulnerables